6 tips para cumplir con tus propósitos de Año Nuevo

¡Un año se va, otro más llega y como cada fin de año nos ponemos a reflexionar acerca de todo lo acontecido durante 12 meses, lo bueno, lo malo y lo feo comienza a relucir en nuestra mente y nos preguntamos de qué manera podemos hacerlo mejor la siguiente vez, llega el ansiado y temido momento de hacer nuestros propósitos de Año Nuevo.

Si crees que esta tradición sólo es una manera divertida de pasar las 12 uvas en las últimas campanadas, estás muy equivocado. Los propósitos de año nuevo cumplen funciones muy importantes en nuestro cerebro, sirven para mantenernos motivados, enfocados y alertas para realizar nuestras actividades.

El problema es que en ocasiones pueden parecer muy difíciles de cumplir, por ellos te traemos una lista con 6 tips para cumplir con tus propósitos de Año Nuevo.

 

Los más comunes

De acuerdo a un estudio realizado por Parametría, 52% de los mexicanos se plantearon objetivos de Año Nuevo en 2016 sobre diferentes temas:

  • 14% se propuso tener salud
  • 6% se propuso obtener un empleo
  • 6% se propuso ser una mejor persona

¿Alguno de tus propósitos tiene que ver con lo anterior? Lo cierto es que no es tan difícil proponerse cosas o fijarse objetivos, lo complicado es cumplirlos.

 

¿Cómo cumplo mis propósitos?

Cumplir propósitos es un gran reto ya que representa una lucha contra nosotros mismos, un cambio profundo que debemos hacer respecto a nuestros hábitos y rutinas diarias.

Si deseas lograr un buen inicio de año y no sólo eso, sino mantener todo el 2018 enfocado en tus metas, te ayudará hacer lo siguiente:

 

#1 Enfócate en tus necesidades y no en las de los demás

Una de las primeras cosas que nos hace fallar al intentar cumplir nuestros propósitos de Año Nuevo es la forma en la que los planteamos. Algunos solemos sucumbir ante la presión social y nos proponemos cuestiones para complacer a otros o que se enfocan en temas que no están completamente ligados a nuestros intereses.

Olvídate de los demás y piensa en ti, en tus deseos, intereses, aspiraciones y en fijarte objetivos que tengan que ver con ellos. Piensa primero en ti y después en ti.

#2 Plantéate metas enfocadas en lograr un resultado

La forma en la que trazamos las metas en nuestra mente importa. Debes buscar plantearte objetivos que se enfoquen en lograr un resultado y no en evitar una situación. Si tu propósito tiene que ver con ser más activo y realizar mucha más actividad física formula en tu mente “hacer más ejercicio” en lugar de “dejar de ser flojo”, tu meta es “dejar la comida chatarra”, cámbiala por “comer más saludable”.

Los objetivos que se enfocan en evitar situaciones incrementan la ansiedad por no llevarlos a cabo, lo que aumenta el estrés y puede conducir a una posible depresión, así que concéntrate en el resultado.

#3 Establece fechas reales

Muchas personas tendemos a querer empezar a cumplir nuestros objetivos desde el primer día del año, lo cual es bastante complicado puesto que muchos aún están de vacaciones, toma en cuenta tus rutinas, horarios, compromisos previos y establece una fecha límite real para comenzar.

 

#4 Muchas metas pequeñas son mejor que una grande

Sabemos que la emoción por un nuevo año puede ser bastante emocionante y que en esta vida es necesario ser ambicioso, pero no debemos olvidar que por mucho que lo deseemos hay cosas que no podemos lograr al instante. Lo mejor es establecer metas pequeñas, los pasos cortos y firmes son más fáciles de cumplir.

En lugar de decretar “acabar la tesis” plantea el objetivo por partes, realizar el protocolo, buscar las fuentes, escribir el primer capítulo, etc. Si divides una meta en pequeños propósitos será más fácil que la cumplas.

#5 La compañía siempre ayuda

Apoyarse en alguien para cumplir metas hace mucho más fácil la tarea, ya sea una pareja, un familiar o un amigo, tener un compañero de propósitos con el cual se puedan planear objetivos de manera conjunta servirá para que ambos se empujen entre sí y se motiven para cumplirlos.

#6 Habrá recaídas pero sé constante

Cumplir propósitos no es fácil y es muy probable que durante la marcha tengas un par de recaídas, no te preocupes es normal, enfócate y comienza de nuevo. No es una carrera, cada quien tiene un ritmo diferente, no te desanimes y sé constante, se requieren alrededor de 21 días para convertir una tarea o actividad en un hábito, así que relájate, concéntrate en tus fortalezas y no te desanimes.

 

Los propósitos no sólo sirven como un mero requisito para entrar de lleno al siguiente año, son fundamentales para mantenernos motivados y no perder de vista nuestro sentido de vivir. Nos ayudan a estar concentrados en nuestro camino y contribuyen a mantener un buen estado de ánimo, así que pon manos a la obra desde este momento y comienza a escribir tus metas para el 2018, no olvides compartirnos cuáles son en los comentarios.

Autor 

Busco y comparto maneras de vivir una vida más sana. Creo en el poder de nuestra mente y nuestro cuerpo, pero también en su fragilidad; por eso soy fiel creyente en las capacidades de la medicina holística.

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Reddit0

Autor entrada: Pamela Saucedo

Busco y comparto maneras de vivir una vida más sana. Creo en el poder de nuestra mente y nuestro cuerpo, pero también en su fragilidad; por eso soy fiel creyente en las capacidades de la medicina holística.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *