Mente Hidratada, mente productiva

Seguramente has escuchado que somos agua, y es así, el agua forma parte fundamental de la vida, y de una correcta función de nuestro organismo. Todas nuestras células necesitan agua, por lo que una adecuada hidratación ayuda a que todo el cuerpo este funcionando óptimamente.

El agua ayuda a que las células absorban más nutrientes, mejora la circulación, ayuda en la regulación de nuestra temperatura, la calidad de la sangre y el correcto funcionamiento de hígado y riñones. El cerebro no es la excepción ya que también necesita del agua para estar activo y al 100 %.

El cerebro en conjunto con todos nuestros músculos utilizan un 75% del agua del cuerpo.

Cuando el cerebro esta bien hidratado, la sangre esta más oxigenada, estamos alerta, y los procesos cognitivos se pueden realizar mejor. Pero si se pierde sólo un 2% del agua se pueden sentir varios síntomas molestos como son:

  •      Mareocerebro_hidratado
  •      Cansancio
  •      Dolores de cabeza
  •      Desorientación espacial  y temporal
  •      Pérdida de la memoria a corto plazo
  •      Lentitud en procesos cognitivos

Así que, si sabes que tendrás una jornada donde la mente estará muy activa es importante que cuides tu hidratación.

Esto se logró conocer gracias a estudios realizados en varias universidades y diferentes partes del mundo, como el Instituto de Investigación Agua y Salud (IIAS) en Europa, la Universidad de Ohio, el Centro para la Investigación del Cerebro y el Comportamiento de la Universidad de Haifa, en Israel,  y un estudio realizado por investigadores del Instituto Max Plank de Ciencias Humanas y Cognitivas.

Estos estudios se realizaron en personas de ambos géneros y de varias edades que iban desde los 16 hasta los 70 años de edad, y en todos la hidratación resultó fundamental.

Como mantener hidratada la mente

1) Tomar agua diariamente y durante varias horas al día. No es recomendable esperarse a que se sienta sed, ni beber sólo en momentos de actividad física o temporadas de calor. La ingesta recomendada de agua en promedio para una persona es de 8 vasos o 2 litros al día .

2) Si se realiza una actividad física aumentar la cantidad de agua.

3) Siempre llevar un recipiente o botella para beber agua durante la jornada diaria.

4) Cuidar la ingesta de agua en mujeres embarazadas, niños y ancianos; estos sectores de la población deben beber al menos 3 litros de agua diaria.

Es importante tampoco volverse adicto y beber todo el día agua, lo trascendente es que se beba el mínimo diariamente.

Existen otros alimentos que  mantendrán hidratado y saludable a tu cerebro como son:

  •      Algas pues son ricas en omega 3.germen_trigo
  •      Soja o soya, ésta contiene lecitina que es muy requerida por el cerebro.
  •      Aceite de Oliva para las membranas y neuronas.
  •      Miel, por su glucosa y fructosa.
  •      Cacao, pues da calcio y fósforo.
  •      Frutos secos, que aumentan la capacidad de aprendizaje.
  •      Germen de trigo por su vitamina E.
  •      Plátano, que es carburante para el cerebro.
  •      Germinados o semillas pues estimulan las células nerviosas del cerebro.

El agua es vida dice una frase que todos hemos escuchado y es muy cierta, deja entonces que el agua le de vida a tu mente. Cuidando ingerir estos alimentos y manteniéndote hidratado, tu mente será cada vez más brillante y saludable.

Hay que cuidar de todo nuestro cuerpo, el cerebro es muy importante y solemos olvidarnos de cuidarlo, ya sea por flojera o ignorancia, pero ahora ya tienes la información, así que empieza ya, ingiere alimentos saludables e hidrátate.

 

Autor 

Busco y comparto maneras de vivir una vida más sana. Creo en el poder de nuestra mente y nuestro cuerpo, pero también en su fragilidad; por eso soy fiel creyente en las capacidades de la medicina holística.

ComparteShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Reddit0

Autor entrada: Pamela Saucedo

Busco y comparto maneras de vivir una vida más sana. Creo en el poder de nuestra mente y nuestro cuerpo, pero también en su fragilidad; por eso soy fiel creyente en las capacidades de la medicina holística.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *